La transmitancia térmica indica la cantidad de calor que se intercambia con el exterior. En el conjunto de la fachada de un edificio el punto débil lo constituyen los huecos, siendo de especial importancia elegir los valores adecuados.

La transmitancia térmica del hueco UH depende de dos elementos: el valor de transmitancia de la carpintería (UH,m) y del vidrio (UH,v), en función de sus superficies (véase formula).

UH = (1-FM) · UH,v + FM · UH,m

De la fórmula anterior se deduce que necesitamos el valor de transmitancia de los perfiles (UH,m) y del acristalamiento (UH,v) que van a conformar la carpintería.

Perfiles: Su transmitancia térmica depende del material y de la geometría de los perfiles.

La norma Europea UNEEN ISO 10077-1 incluye una tabla con los valores U de los materiales más usuales utilizados para carpinterías (PVC, metal y madera). Éstos son los valores “por defecto” que hay que utilizar a falta de ensayos realizado por laboratorio oficialmente reconocido.

Acristalamiento: Su transmitancia térmica depende básicamente del tipo de vidrio y del espesor de la cámara interior, teniendo en cuenta que a partir de cierto espesor de cámara y dependiendo de la composición del acristalamiento puede reducirse la capacidad de aislamiento por fenómenos de convección en el interior de la cámara.

La instalación de vidrios de baja emisividad, conservando el mismo espesor de cámara, reduce fuertemente los valores de transmitancia del vidrio y por tanto del cerramiento.

Para los tipos usuales de acristalamientos, los valores de la transmitancia térmica son, a título orientativo, los siguientes:

  • Acristalamiento sencillo: U=5,7 (W/m2 K)

Doble acristalamiento tradicional:

caracteristicas_tabla4

 

Doble acristalamiento de aislamiento térmico reforzado (un vidrio de baja emisividad)

caracteristicas_tabla5

 

Para los tipos usuales de ventanas, los valores de la transmitancia térmica de los perfiles son los siguientes:

caracteristicas_tabla6

El valor U de los perfiles Kömmerling
En la tabla de la página anterior se comprueba que el PVC es el material para perfiles de ventanas más aislante de cuantos existen en el mercado, muy por encima incluso de los perfiles metálicos con “rotura de puente térmico”. El PVC tiene una baja conductividad térmica (0’16 W/m·K), unas mil veces inferior a la del aluminio. Por ello, los perfiles de PVC no necesitan rotura de puente térmico, pues es todo el perfil el que rompe dicho puente térmico.

El puente térmico se produce en perfiles metálicos, cuya alta conductividad les convierte en malos aislantes. El valor U de los perfiles Kömmerling es aún mejor que el que ofrece la tabla de la norma UNE-EN ISO10077-1.

  • Eurodur 3S: 1´8 W/m2K
  • Dina: 2´0 W/m2K

El valor U de una ventana con perfiles Kömmerling
Como ya hemos visto, el vidrio tiene una influencia importante en el valor U global de la ventana, proporcional a la superficie que ocupa. Lo normal es que el vidrio ocupe alrededor de un 65-70% de la superficie total de la ventana. Con este dato y los valores de transmitancia térmica de los perfiles y el propio vidrio, podemos calcular el siguiente ejemplo.

Valor UH de una ventana con sistema Eurodur 3S (UH,m=1,8) y vidrio 4/15/4 (UH,v=2,7)

UH = (1-0,35) · 2,7 + 0,35 · 1,8 = 1,755 + 0,63 = 2,38 W/m2K

Este valor puede mejorarse todavía más con la elección de vidrios especiales (bajo emisivos, por ejemplo), si se precisara de un mayor aislamiento, como también utilizando perfiles con mayor numero de chamarras aislantes. Las normativas actuales, para determinadas zonas, orientaciones y superficies de huecos en fachada, exige valores muy elevados de aislamiento térmico, y los sistemas Kömmerling son la elección ideal por su reducido valor U.